MenuSuscríbete

Alimentos para tratar la artritis reumatoide

Alimentos para tratar la artritis reumatoide

"El consumo regular de fibras dietéticas, vegetales, frutas y especias específicas, así como la eliminación de componentes que causan inflamación y daños, puede ayudar a los pacientes a controlar los efectos de la artritis reumatoide", afirma la doctora Bhawna Gupta, quien completó este estudio en conjunto con la investigadora Shweta Khanna y el científico Kumar Sagar Jaiswal, en el Laboratorio de Biología de Enfermedades de la Escuela de Biotecnología de ka Universidad KIIT, en India.

Alimentos para tratar la artritis reumatoide

En un estudio publicado este martes en 'Frontiers in Nutrition', los autores proporcionan una lista de alimentos con probables efectos beneficiosos sobre la progresión y los síntomas de la artritis reumatoide. Los investigadores aconsejan incorporar estos alimentos en la dieta para apoyar el tratamiento de esta enfermedad autoinmune debilitante.
"El consumo regular de fibras dietéticas, vegetales, frutas y especias específicas, así como la eliminación de componentes que causan inflamación y daños, puede ayudar a los pacientes a controlar los efectos de la artritis reumatoide", afirma la doctora Bhawna Gupta, quien completó este estudio en conjunto con la investigadora Shweta Khanna y el científico Kumar Sagar Jaiswal, en el Laboratorio de Biología de Enfermedades de la Escuela de Biotecnología de ka Universidad KIIT, en India. "Incorporar probióticos en la dieta también puede reducir la progresión y los síntomas de esta enfermedad", añade.
Y continúa: "Los pacientes que sufren de artritis reumatoide deben cambiar de dietas omnívoras, beber alcohol y fumar a dietas mediterráneas, veganas, elementales o de eliminación, según lo aconseje su médico o dietista". La artritis reumatoide causa dolor, hinchazón y rigidez en las articulaciones, lo que afecta gravemente la calidad de vida. Es difícil detectar la aparición temprana de la enfermedad y si no se identifica o se diagnostica erróneamente tiene una tasa de progresión rápida en los primeros años. La primera línea de tratamiento incluye medicamentos antirreumáticos modificadores de la patología, pero estos pueden ser costosos.
"Apoyar el control de la enfermedad a través de los alimentos y la dieta no presenta ningún efecto secundario dañino y es relativamente barato y fácil --destaca Gupta--. Los médicos, especialistas y dietistas pueden usar nuestro estudio para resumir el conocimiento comprobado actual sobre los vínculos entre ciertos alimentos y la artritis reumatoide. Conociendo los requisitos nutricionales y medicinales de sus pacientes, pueden adaptar esta información para mejorar su salud".
Se han recomendado durante mucho tiempo varios planes dietéticos para la artritis reumatoide, como veganos, 7-10 días de ayuno y la dieta mediterránea. Este estudio proporciona una evaluación muy completa del conocimiento científico actual y hace hincapié en solo informar acerca de intervenciones dietéticas y alimentos específicos que muestren claramente los efectos demostrados a largo plazo.
REDUCEN LA INFLAMACIÓN, LA RIGIDEZ Y EL DOLOR EN LAS ARTICULACIONES
Los alimentos que se destacan por reducir la progresión y los síntomas de la artritis reumatoide varían desde frutas como las ciruelas secas, los arándanos y las granadas, hasta los cereales integrales, las especias, el jengibre y la cúrcuma, así como aceites y tés específicos. Pueden proporcionar una variedad de efectos beneficiosos, como reducir las citocinas inflamatorias (sustancias químicas liberadas por el sistema inmunitario que pueden causar problemas en pacientes con artritis reumatoide), reducir la rigidez y el dolor en las articulaciones, así como disminuir el estrés oxidativo: la capacidad del cuerpo para contrarrestar o desintoxicar productos químicos nocivos.
Los autores esperan que el estudio también se pueda utilizar como referencia para el desarrollo de nuevos medicamentos. "Nuestra revisión se centró en componentes dietéticos específicos y fitoquímicos de alimentos que tienen un efecto beneficioso comprobado sobre la artritis reumatoide --dice Gupta--. Las compañías farmacéuticas pueden utilizar esta información para formular 'nutracéuticos'. Los nutracéuticos tienen una ventaja sobre los medicamentos a medida químicamente, ya que no están asociados con ningún efecto secundario, se originan en fuentes naturales y son más baratos".
La doctora Gupta concluye ofreciendo algunos consejos para aquellos que esperan utilizar los hallazgos de su estudio. "Revisamos la investigación de varios experimentos de laboratorio en diferentes condiciones. Los componentes de la dieta varían según la geografía y las condiciones climáticas, por lo que los pacientes deben conocer sus requerimientos nutricionales, alergias y cualquier otro historial de enfermedades relacionadas con los alimentos. Aconsejamos al público general que consulte a los médicos y dietistas antes de seguir cualquier programa de dieta o compuestos alimenticios analizado en el estudio", concluye.

En un estudio publicado este martes en 'Frontiers in Nutrition', los autores proporcionan una lista de alimentos con probables efectos beneficiosos sobre la progresión y los síntomas de la artritis reumatoide. Los investigadores aconsejan incorporar estos alimentos en la dieta para apoyar el tratamiento de esta enfermedad autoinmune debilitante.

"El consumo regular de fibras dietéticas, vegetales, frutas y especias específicas, así como la eliminación de componentes que causan inflamación y daños, puede ayudar a los pacientes a controlar los efectos de la artritis reumatoide", afirma la doctora Bhawna Gupta, quien completó este estudio en conjunto con la investigadora Shweta Khanna y el científico Kumar Sagar Jaiswal, en el Laboratorio de Biología de Enfermedades de la Escuela de Biotecnología de ka Universidad KIIT, en India. "Incorporar probióticos en la dieta también puede reducir la progresión y los síntomas de esta enfermedad", añade.

Y continúa: "Los pacientes que sufren de artritis reumatoide deben cambiar de dietas omnívoras, beber alcohol y fumar a dietas mediterráneas, veganas, elementales o de eliminación, según lo aconseje su médico o dietista". La artritis reumatoide causa dolor, hinchazón y rigidez en las articulaciones, lo que afecta gravemente la calidad de vida. Es difícil detectar la aparición temprana de la enfermedad y si no se identifica o se diagnostica erróneamente tiene una tasa de progresión rápida en los primeros años. La primera línea de tratamiento incluye medicamentos antirreumáticos modificadores de la patología, pero estos pueden ser costosos.

"Apoyar el control de la enfermedad a través de los alimentos y la dieta no presenta ningún efecto secundario dañino y es relativamente barato y fácil --destaca Gupta--. Los médicos, especialistas y dietistas pueden usar nuestro estudio para resumir el conocimiento comprobado actual sobre los vínculos entre ciertos alimentos y la artritis reumatoide. Conociendo los requisitos nutricionales y medicinales de sus pacientes, pueden adaptar esta información para mejorar su salud".

Se han recomendado durante mucho tiempo varios planes dietéticos para la artritis reumatoide, como veganos, 7-10 días de ayuno y la dieta mediterránea. Este estudio proporciona una evaluación muy completa del conocimiento científico actual y hace hincapié en solo informar acerca de intervenciones dietéticas y alimentos específicos que muestren claramente los efectos demostrados a largo plazo.

REDUCEN LA INFLAMACIÓN, LA RIGIDEZ Y EL DOLOR EN LAS ARTICULACIONES

Los alimentos que se destacan por reducir la progresión y los síntomas de la artritis reumatoide varían desde frutas como las ciruelas secas, los arándanos y las granadas, hasta los cereales integrales, las especias, el jengibre y la cúrcuma, así como aceites y tés específicos. Pueden proporcionar una variedad de efectos beneficiosos, como reducir las citocinas inflamatorias (sustancias químicas liberadas por el sistema inmunitario que pueden causar problemas en pacientes con artritis reumatoide), reducir la rigidez y el dolor en las articulaciones, así como disminuir el estrés oxidativo: la capacidad del cuerpo para contrarrestar o desintoxicar productos químicos nocivos.

Los autores esperan que el estudio también se pueda utilizar como referencia para el desarrollo de nuevos medicamentos. "Nuestra revisión se centró en componentes dietéticos específicos y fitoquímicos de alimentos que tienen un efecto beneficioso comprobado sobre la artritis reumatoide --dice Gupta--. Las compañías farmacéuticas pueden utilizar esta información para formular 'nutracéuticos'. Los nutracéuticos tienen una ventaja sobre los medicamentos a medida químicamente, ya que no están asociados con ningún efecto secundario, se originan en fuentes naturales y son más baratos".

La doctora Gupta concluye ofreciendo algunos consejos para aquellos que esperan utilizar los hallazgos de su estudio. "Revisamos la investigación de varios experimentos de laboratorio en diferentes condiciones. Los componentes de la dieta varían según la geografía y las condiciones climáticas, por lo que los pacientes deben conocer sus requerimientos nutricionales, alergias y cualquier otro historial de enfermedades relacionadas con los alimentos. Aconsejamos al público general que consulte a los médicos y dietistas antes de seguir cualquier programa de dieta o compuestos alimenticios analizado en el estudio", concluye.