MenuSuscríbete

Jamás encontrarás Estos productos en la cosmética natural

Jamás encontrarás Estos productos en la cosmética natural

“Hay más de 82.000 ingredientes utilizados en productos para el cuidado personal, pero 1 de cada 8 son productos químicos industriales. Estos tóxicos incluyen carcinógenos, pesticidas y disruptores hormonales, que en la cosmética tradicional, se emplean como plastificantes, desengrasantes y tensoactivos.”

Jamás encontrarás Estos productos en la cosmética natural

La única forma que existe de que los productos que explicaremos a continuación no están presentes en las cremas, maquillajes, etc. que aplicamos en nuestra piel, es adquirir productos de cosmética ecológica certificados.

 

BHA Y BHT (Hidroxianisol e Hidroxitolueno Butilados)

Se encuentran en barras de labios, cremas hidratantes y otros tipos de cosméticos. Ambos productos se clasifican como posibles carcinógenos y su exposición a largo plazo se ha relacionado con problemas tiroideos, hepáticos y renales.

 

Colorantes de alquitrán

Entre los ingredientes figuran como "P-fenilendiamina" o "CI" seguido de un número. El primero es un colorante de alquitrán de hulla presente en los tintes para el cabello, mientras que los números de CI (o índice de color) se utilizan para diferenciar los pigmentos en los cosméticos. Son derivados del petróleo y están considerados carcinógenos humanos.

 

DEA (Dietanolamina)

Este ingrediente ayuda dar cremosidad a los cosméticos y se puede encontrar en limpiadores faciales, champús, jabones y cremas hidratantes. A corto plazo, la DEA puede causar irritación moderada de la piel y los ojos, mientras que la exposición prolongada se ha relacionado con problemas del hígado, la piel y el cáncer tiroideo.

 

Conservantes

Productos como ​​hidantoína, diazolidinil urea, imidazolidinil urea, metenamina, quaternium-15 e hidroximetilglicinato de sodio son conservantes que se usan para aumentar la vida útil, de una variedad de cosméticos y funcionan liberando continuamente pequeñas cantidades de formaldehído, un conocido carcinógeno humano.

 

Parabenos

Entre al 75 y el 90% de los cosméticos tradicionales contienen parabenos, el conservante más ampliamente utilizado en maquillaje y productos para el cuidado de la piel. Pueden producir alteraciones hormonales, cáncer de mama y envejecimiento cutáneo prematuro.

 

Fragancias químicas

Bajo la denominación perfume o fragancia, hay más de 3000 productos que no se etiquetan correctamente y que son responsable del aroma de los cosméticos. Muchos ingredientes listados como fragancias se han relacionado con diversos problemas de salud: como asma, alergias e incluso cáncer.

 

PAD (Ftalato de Dibutilo)

Este plastificante se emplea generalmente como endurecedor en los esmaltes de uñas. su uso prolongado se ha relacionado con alteraciones hormonales y defectos de desarrollo en los fetos, así como insuficiencia hepática y renal.

 

PEG

Los compuestos de PEG se utilizan como espesantes, disolventes y transportadores de humedad. Dependiendo de cómo se fabrican, estos ingredientes pueden contaminarse con sustancias cancerígenas como el óxido de etileno y 1,4-dioxano. Incluso cuando no están contaminados, se ha demostrado que causan irritación de la piel.

 

Petrolatum

Es una vaselina que se utiliza para agregar brillo en bálsamos y labiales y como barrera anti-humedad en cremas hidratantes. Este ingrediente a menudo está contaminado con HAP (hidrocarburos aromáticos policíclicos), un carcinógeno conocido que, además, puede causar irritación de la piel y alergias.

Siloxanos

Estos ingredientes se encuentran comúnmente en productos para el tratamiento de los cabellos y en muchos desodorantes, pero se ha determinado que pueden causar infertilidad y trastornos hormonales graves.

 

Triclosán

Este ingrediente se encuentra en los cosméticos antibacterianos como desodorantes, limpiadores y desinfectantes para las manos. Está comprobado que causa irritaciones en la piel y los ojos a corto plazo y condiciones como resistencia a antibióticos y alteraciones hormonales por el uso prolongado.

 

REDACCION/ECOTICIAS.COM