MenuSuscríbete

¿Cómo tener aire puro en el hogar y el trabajo?

¿Cómo tener aire puro en el hogar y el trabajo?

“La mayoría de la gente sabe de los peligros que representan los contaminantes ambientales en el exterior de sus hogares, pero en general, desconocen los muchos factores que comprometen la calidad del aire dentro de sus casas y oficinas, donde en general, pasan la mayor parte del tiempo.”

¿Cómo tener aire puro en el hogar y el trabajo?

Eliminar las fuentes

La humedad excesiva, la acumulación de polvo, el tabaquismo y el uso de productos químicos, como pintura, detergentes y fibras sintéticas están entre las causas más comunes de contaminación del aire en interiores.

Quite estas fuentes de sus espacios vitales: elimine los focos de humedad y el polvo, no fume en ambientes cerrados (ni permita que otros lo hagan) y emplee productos naturales, como alternativa a los de base química.

 

Aire acondicionado natural

A veces se hace imprescindible hacer funcionar un sistema de refrigeración, especialmente en los meses de verano y abrir todas las ventanas podría permitir que los contaminantes ingresen en su espacio vital. Pero también hay otras formas de enfriar un espacio interior, de manera más natural.

 

Una de ellas es emplear ventiladores de techo o de pie, que tienen menor consumo y pueden resultar muy eficaces. Otro truco, consiste en minimizar el uso de aparatos que produzcan calor. También es importante asegurarse que las ventanas estén protegidas térmicamente, para impedir la entrada del calor exterior.

Cultivar plantas de hojas grandes dentro del hogar o la oficina es una buena forma de refrescar el ambiente. Solo se debe tener en cuenta que durante el proceso de fotosíntesis éstas generan oxígeno, pero a la noche emiten gases tóxicos, por lo que no es conveniente que estén en los dormitorios.

 

Filtros de aire interior

Ventilar ellos espacios suele ser fundamental, para hacer un recambio del aire dentro de ámbitos que suelen permanecer cerrados durante mucho tiempo, pero el inconveniente es que, con el aire del exterior, también pueden colarse contaminantes externos.

Los filtros HEPA son una manera eficaz de eliminar contaminantes no deseados del aire interior. Si se los emplea en sistemas de aire centrales y purificadores de aire portátiles, los filtros HEPA deben cambiarse regularmente, para obtener los máximos beneficios para la salud.

 

Velas de cera de abejas

Si le gusta quemar velas, evite las de parafina que liberan subproductos de petróleo en el aire. En su lugar, opte por velas de cera de abejas, que se queman lentamente (por lo que duran más) y lo hacen de forma limpia; además, ofrecen el beneficio adicional de ionizar el aire, neutralizando compuestos tóxicos y otros contaminantes.

 

Lámparas de sal

La sal rosa del Himalaya es otro purificador, que ioniza el aire de manera natural. Además de su innegable funcionalidad, son extremadamente decorativas (las hay en diferentes formas y tamaños).

 

Carbón Activado

Otra manera muy eficaz de purificar el aire interior es empleando para ello el carbón activado, que es inodoro y altamente absorbente de una amplia gama de elementos contaminantes, que suelen estar suspendidos en el aire, en espacios cerrados.

 

REDACCION/ECOTICIAS.COM