MenuSuscríbete

Más del 95% de las muertes por fenómenos ambientales o desastres naturales suceden en países en vías de desarrollo

Más del 95% de las muertes por fenómenos ambientales o desastres naturales suceden en países en vías de desarrollo

El estudio, presentado por DKV Seguros y Ecodes, trata el impacto del cambio climático en la salud y su relación con la pobreza, la equidad de género y la infancia.

Más del 95% de las muertes por fenómenos ambientales o desastres naturales suceden en países en vías de desarrollo

Más del 95 por ciento de las muertes por fenómenos ambientales o desastres naturales tienen lugar en países en vías de desarrollo, ha explicado la autora del Observatorio de Salud y medio ambiente 'Cambio Climático y Salud', Ana Belén Sánchez.
El estudio, presentado por DKV Seguros y Ecodes, trata el impacto del cambio climático en la salud y su relación con la pobreza, la equidad de género y la infancia.
"En los niños su mayor vulenerabilidad viene dada por características tanto fisiólogicas como biológicas y sociales, mientras, en el caso de la desigualdad de género la diferencia de ingresos entre hombres y mujeres, incrementa los posibles efectos de este fenómenos", ha resaltado Ana Belén Sánchez.
La autora del estudio ha destacado que, en 2017, de los cinco riesgos globales con mayor impacto, 3 corresponden a riesgos ambientales, dato que pone de relevancia la importancia de tomar conciencia y realizar acciones que contribuyan a minimizar este fenómeno.
El consejero delegado de DKV, Josep Santacreu ha señalado que "las enfermedades que causan mayor número de muertes en el mundo, como la neumonía, el infarto cerebral o los problemas cardiovasculares, están directamente relacionadas con efectos ambientales asociados a las altas temperaturas agravadas, la mala calidad del aire, las olas de calor, la falta de acceso a agua o los eventos climáticos extremos como inundaciones o sequías. Desde DKV, hemos querido aportar nuestro granito de arena y visibilizar este fenómeno".
Durante la presentación de esta séptima edición del Observatorio de salud y Medio Ambiente, Josep Santacreu ha destacado que "cambiar nuestra realidad es un deber de todos, por ello en el estudio hay un llamamiento a adminsitraciones, organizaciónes y a la sociedad en general con el objetivo de tomar conciencia".
En este mismo sentido, el director de ECODES, Victor Viñuales ha explicado la necesidad de realizar un cambio en los hábitos, tanto de consumo como de producción, que suponga una verdadera revolución para "salir de la situación de inamovilidad que estamos padeciendo". Así mismo ha reivindicado la especial importancia de las empresas en este cambio, agradeciendo a DKV su compromiso con esta causa.
La solución, ha concluido Ana Belén Sánchez, "está en manos de todos y requiere el compromiso de gobiernos y la colaboración activa de empresas y ciudadanos poniendo en marcha medidas de mitigación, adaptación y priorización en la prevención del impacto."

Más del 95 por ciento de las muertes por fenómenos ambientales o desastres naturales tienen lugar en países en vías de desarrollo, ha explicado la autora del Observatorio de Salud y medio ambiente 'Cambio Climático y Salud', Ana Belén Sánchez.

El estudio, presentado por DKV Seguros y Ecodes, trata el impacto del cambio climático en la salud y su relación con la pobreza, la equidad de género y la infancia.

"En los niños su mayor vulenerabilidad viene dada por características tanto fisiólogicas como biológicas y sociales, mientras, en el caso de la desigualdad de género la diferencia de ingresos entre hombres y mujeres, incrementa los posibles efectos de este fenómenos", ha resaltado Ana Belén Sánchez.

La autora del estudio ha destacado que, en 2017, de los cinco riesgos globales con mayor impacto, 3 corresponden a riesgos ambientales, dato que pone de relevancia la importancia de tomar conciencia y realizar acciones que contribuyan a minimizar este fenómeno.

El consejero delegado de DKV, Josep Santacreu ha señalado que "las enfermedades que causan mayor número de muertes en el mundo, como la neumonía, el infarto cerebral o los problemas cardiovasculares, están directamente relacionadas con efectos ambientales asociados a las altas temperaturas agravadas, la mala calidad del aire, las olas de calor, la falta de acceso a agua o los eventos climáticos extremos como inundaciones o sequías. Desde DKV, hemos querido aportar nuestro granito de arena y visibilizar este fenómeno".

Durante la presentación de esta séptima edición del Observatorio de salud y Medio Ambiente, Josep Santacreu ha destacado que "cambiar nuestra realidad es un deber de todos, por ello en el estudio hay un llamamiento a adminsitraciones, organizaciónes y a la sociedad en general con el objetivo de tomar conciencia".

En este mismo sentido, el director de ECODES, Victor Viñuales ha explicado la necesidad de realizar un cambio en los hábitos, tanto de consumo como de producción, que suponga una verdadera revolución para "salir de la situación de inamovilidad que estamos padeciendo". Así mismo ha reivindicado la especial importancia de las empresas en este cambio, agradeciendo a DKV su compromiso con esta causa.

La solución, ha concluido Ana Belén Sánchez, "está en manos de todos y requiere el compromiso de gobiernos y la colaboración activa de empresas y ciudadanos poniendo en marcha medidas de mitigación, adaptación y priorización en la prevención del impacto."