MenuSuscríbete

Fundación Artemisan pone en marcha un proyecto para recuperar la perdiz roja silvestre en España

Fundación Artemisan pone en marcha un proyecto para recuperar la perdiz roja silvestre en España

Artemisan destinará más de 250.000 euros durante cuatro años en realizar este proyecto, que también incluye el estudio de la situación poblacional de otras aves esteparias en Españ, y elaborar e implementar una serie de medidas para evitar su despoblación.

Fundación Artemisan pone en marcha un proyecto para recuperar la perdiz roja silvestre en España

Fundación Artemisan ha puesto en marcha un proyecto para recuperar la perdiz roja silvestre ante el declive de la especie: la población de perdiz silvestre ha disminuido más de un 33% en los últimos 15 años y más del 70% desde los años 70, según esta institución que promueve la investigación y la comunicación de la caza en España.
Artemisan destinará más de 250.000 euros durante cuatro años en realizar este proyecto, que también incluye el estudio de la situación poblacional de otras aves esteparias en Españ, y elaborar e implementar una serie de medidas para evitar su despoblación.
Este proyecto, denominado RUFA, contempla la creación de una red de cotos y fincas demostrativas en los que iniciar la implementación de medidas de gestión agraria y cinegética para mostrar y ejemplarizar su eficacia y su compatibilización con la rentabilidad agraria y la conservación de la biodiversidad, con el fin de atajar a la mayor brevedad la regresión de la especie.
A través de las acciones propuestas en el plan, Artemisan persigue que cualquier terreno de titularidad pública o privada pueda implementar medidas de gestión agraria y cinegética en beneficio de especies como la perdiz roja, fomentándose una nueva conciencia para el uso sostenible de los recursos agrarios y cinegéticos a través de la educación y formación.
RUFA es un proyecto fruto de la colaboración de la Fundación y las Federaciones de Caza de Extremadura, Región de Murcia, Andalucía y Castilla-La Mancha, regiones donde inicialmente se va a desarrollar el proyecto. No obstante, el objetivo es ampliar la red de cotos demostrativos a otras comunidades autónomas que estén interesadas en la recuperación de la especie. Además, contará con la participación de cazadores, gestores, agricultores y propietarios de cotos y fincas, "en cuyas manos está el futuro de la perdiz roja y otras especies", según indica la entidad.
El proyecto ha sido presentado al Ministerio de Agricultura, Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, así como a las consejerías competentes de cada comunidad autónoma en las que inicialmente se desarrollará el plan de acción, con el objetivo de ampliar la financiación privada que aportará Fundación Artemisan.

Fundación Artemisan ha puesto en marcha un proyecto para recuperar la perdiz roja silvestre ante el declive de la especie: la población de perdiz silvestre ha disminuido más de un 33% en los últimos 15 años y más del 70% desde los años 70, según esta institución que promueve la investigación y la comunicación de la caza en España.

Artemisan destinará más de 250.000 euros durante cuatro años en realizar este proyecto, que también incluye el estudio de la situación poblacional de otras aves esteparias en Españ, y elaborar e implementar una serie de medidas para evitar su despoblación.

Este proyecto, denominado RUFA, contempla la creación de una red de cotos y fincas demostrativas en los que iniciar la implementación de medidas de gestión agraria y cinegética para mostrar y ejemplarizar su eficacia y su compatibilización con la rentabilidad agraria y la conservación de la biodiversidad, con el fin de atajar a la mayor brevedad la regresión de la especie.

A través de las acciones propuestas en el plan, Artemisan persigue que cualquier terreno de titularidad pública o privada pueda implementar medidas de gestión agraria y cinegética en beneficio de especies como la perdiz roja, fomentándose una nueva conciencia para el uso sostenible de los recursos agrarios y cinegéticos a través de la educación y formación.

RUFA es un proyecto fruto de la colaboración de la Fundación y las Federaciones de Caza de Extremadura, Región de Murcia, Andalucía y Castilla-La Mancha, regiones donde inicialmente se va a desarrollar el proyecto. No obstante, el objetivo es ampliar la red de cotos demostrativos a otras comunidades autónomas que estén interesadas en la recuperación de la especie. Además, contará con la participación de cazadores, gestores, agricultores y propietarios de cotos y fincas, "en cuyas manos está el futuro de la perdiz roja y otras especies", según indica la entidad.

El proyecto ha sido presentado al Ministerio de Agricultura, Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, así como a las consejerías competentes de cada comunidad autónoma en las que inicialmente se desarrollará el plan de acción, con el objetivo de ampliar la financiación privada que aportará Fundación Artemisan.

ep