MenuSuscríbete

Los gorilas limpian sus alimentos de manera espontánea

Los gorilas limpian sus alimentos de manera espontánea

El equipo de investigación proporcionó manzanas limpias y sucias a una población cautiva de gorilas de las tierras bajas occidentales (Gorilla gorilla gorilla) en el Centro de Investigación de Primates Wolfgang Kohler en el Zoológico de Leipzig, Alemania. Cuando los gorilas recibieron las manzanas sucias, cubiertas con arena, todos los sujetos mostraron evidencia de limpieza de alimentos en al menos el 75 por ciento de los ensayos.

Los gorilas limpian sus alimentos de manera espontánea

Los gorilas son capaces de aprender comportamientos de limpieza de alimentos sin tener que presenciarlo primero en otros, según una investigación realizada en ejemplares cautivos.
Aunque los autores reconocen que el aprendizaje social de propósito general entre individuos puede ayudar a aumentar la frecuencia del comportamiento, este estudio muestra que la limpieza de alimentos puede ser reinventada espontáneamente.
Sus hallazgos, que se detallan en un artículo publicado en 'Plos One', desafían la interpretación de los datos publicados recientemente que sugieren que los gorilas salvajes adquieren la limpieza de los alimentos principalmente aprendiendo de los demás.
El equipo de investigación proporcionó manzanas limpias y sucias a una población cautiva de gorilas de las tierras bajas occidentales (Gorilla gorilla gorilla) en el Centro de Investigación de Primates Wolfgang Kohler en el Zoológico de Leipzig, Alemania. Cuando los gorilas recibieron las manzanas sucias, cubiertas con arena, todos los sujetos mostraron evidencia de limpieza de alimentos en al menos el 75 por ciento de los ensayos.
EL APRENDIZAJE FOMENTA LA FRECUENCIA DEL COMPORTAMIENTO
El autor principal del trabajo, Damien Neadle, de la Universidad de Birmingham, explica que en cuatro de los cinco gorilas, al menos una de las técnicas de limpieza fue similar a la observada en la naturaleza. "Dado que estos dos grupos están culturalmente desconectados, sugiere que no es necesario el aprendizaje social para que surja este comportamiento", comenta en un comunicado.
"Este hecho no descarta la importancia del aprendizaje social, sino que simplemente enfatiza el papel del aprendizaje individual en la aparición del comportamiento de limpieza de alimentos en los gorilas de las tierras bajas occidentales. Aquí, argumentamos que el aprendizaje individual es responsable de la forma del comportamiento, mientras que el aprendizaje posiblemente contribuye a su frecuencia".
Neadle concluye que en lugar de ser una consideración binaria del aprendizaje cultural o no, comportamientos como la limpieza de alimentos, que pueden propagarse mediante el aprendizaje compartido pero que también pueden ser aprendidos espontáneamente por los individuos, podrían considerarse como 'cultura suave'.

Los gorilas son capaces de aprender comportamientos de limpieza de alimentos sin tener que presenciarlo primero en otros, según una investigación realizada en ejemplares cautivos.

Aunque los autores reconocen que el aprendizaje social de propósito general entre individuos puede ayudar a aumentar la frecuencia del comportamiento, este estudio muestra que la limpieza de alimentos puede ser reinventada espontáneamente.

Sus hallazgos, que se detallan en un artículo publicado en 'Plos One', desafían la interpretación de los datos publicados recientemente que sugieren que los gorilas salvajes adquieren la limpieza de los alimentos principalmente aprendiendo de los demás.

El equipo de investigación proporcionó manzanas limpias y sucias a una población cautiva de gorilas de las tierras bajas occidentales (Gorilla gorilla gorilla) en el Centro de Investigación de Primates Wolfgang Kohler en el Zoológico de Leipzig, Alemania. Cuando los gorilas recibieron las manzanas sucias, cubiertas con arena, todos los sujetos mostraron evidencia de limpieza de alimentos en al menos el 75 por ciento de los ensayos.

EL APRENDIZAJE FOMENTA LA FRECUENCIA DEL COMPORTAMIENTO

El autor principal del trabajo, Damien Neadle, de la Universidad de Birmingham, explica que en cuatro de los cinco gorilas, al menos una de las técnicas de limpieza fue similar a la observada en la naturaleza. "Dado que estos dos grupos están culturalmente desconectados, sugiere que no es necesario el aprendizaje social para que surja este comportamiento", comenta en un comunicado.

"Este hecho no descarta la importancia del aprendizaje social, sino que simplemente enfatiza el papel del aprendizaje individual en la aparición del comportamiento de limpieza de alimentos en los gorilas de las tierras bajas occidentales. Aquí, argumentamos que el aprendizaje individual es responsable de la forma del comportamiento, mientras que el aprendizaje posiblemente contribuye a su frecuencia".

Neadle concluye que en lugar de ser una consideración binaria del aprendizaje cultural o no, comportamientos como la limpieza de alimentos, que pueden propagarse mediante el aprendizaje compartido pero que también pueden ser aprendidos espontáneamente por los individuos, podrían considerarse como 'cultura suave'.

ep