MenuSuscríbete

Europa pone ‘cara’ de glifosato

Europa pone ‘cara’ de glifosato

Así lo ha anunciado el portavoz principal del Ejecutivo comunitario, Margaritis Schinas, a través de una carta al director en el diario británico 'Financial Times', en respuesta a las críticas por falta de transparencia de Bruselas publicadas en la cabecera económica.

Europa pone ‘cara’ de glifosato

La Comisión Europea propondrá el próximo 12 de diciembre cambiar las normas actuales para que se puedan publicar todos los informes científicos que se utilizan para renovar o prohibir el uso de sustancias como el glifosato, el polémico herbicida cuyo permiso ha sido finalmente renovado tras dos años de debates.
Así lo ha anunciado el portavoz principal del Ejecutivo comunitario, Margaritis Schinas, a través de una carta al director en el diario británico 'Financial Times', en respuesta a las críticas por falta de transparencia de Bruselas publicadas en la cabecera económica.
"El 12 de diciembre la Comisión Europea propondrá cambar las normas actuales para asegurar que los estudios científicos son públicos", ha asegurado el portavoz de la Comisión Europea en la misiva.
"Los ciudadanos deben ser capaces de entender cómo se toman estas decisiones de largo alcance. La responsabilidad política y una mayor transparencia son dos caras de la misma moneda, como ha mostrado claramente el caso del glifosato", ha continuado.
El mismo 12 de diciembre, Bruselas también formalizará la renovación de la licencia del glifosato por un periodo de cinco años, hasta 2022, tal y como votaron los países de la UE el pasado lunes. La extensión de su permiso se ha visto rodeada de una gran polémica, tanto por su toxicidad como precisamente por la falta de transparencia con respecto a los informes científicos que se han utilizado para tomar la decisión.
Además, Schinas señala en su carta al 'Financial Times' que la Comisión Europea ha propuesto cambios en las reglas de "comitología" de la UE, el proceso en el que se toman decisiones a nivel técnico sobre cuestiones complejas, como es el caso del glifosato, con el objetivo de introducir "más transparencia" y "rendición de cuentas".
"Demasiado a menudo los países de la UE no son capaces de decidir por ellos mismos, en este caso sobre si prohibir o no el uso del herbicida glifosato, y escurren el bulto a la Comisión Europea", critica el portavoz.

La Comisión Europea propondrá el próximo 12 de diciembre cambiar las normas actuales para que se puedan publicar todos los informes científicos que se utilizan para renovar o prohibir el uso de sustancias como el glifosato, el polémico herbicida cuyo permiso ha sido finalmente renovado tras dos años de debates.

Así lo ha anunciado el portavoz principal del Ejecutivo comunitario, Margaritis Schinas, a través de una carta al director en el diario británico 'Financial Times', en respuesta a las críticas por falta de transparencia de Bruselas publicadas en la cabecera económica.

"El 12 de diciembre la Comisión Europea propondrá cambar las normas actuales para asegurar que los estudios científicos son públicos", ha asegurado el portavoz de la Comisión Europea en la misiva.

"Los ciudadanos deben ser capaces de entender cómo se toman estas decisiones de largo alcance. La responsabilidad política y una mayor transparencia son dos caras de la misma moneda, como ha mostrado claramente el caso del glifosato", ha continuado.

El mismo 12 de diciembre, Bruselas también formalizará la renovación de la licencia del glifosato por un periodo de cinco años, hasta 2022, tal y como votaron los países de la UE el pasado lunes. La extensión de su permiso se ha visto rodeada de una gran polémica, tanto por su toxicidad como precisamente por la falta de transparencia con respecto a los informes científicos que se han utilizado para tomar la decisión.

Además, Schinas señala en su carta al 'Financial Times' que la Comisión Europea ha propuesto cambios en las reglas de "comitología" de la UE, el proceso en el que se toman decisiones a nivel técnico sobre cuestiones complejas, como es el caso del glifosato, con el objetivo de introducir "más transparencia" y "rendición de cuentas".

"Demasiado a menudo los países de la UE no son capaces de decidir por ellos mismos, en este caso sobre si prohibir o no el uso del herbicida glifosato, y escurren el bulto a la Comisión Europea", critica el portavoz.

ep