MenuSuscríbete

El IBUPROFENO podría condicionar la vida sexual de los hombres

El IBUPROFENO podría condicionar la vida sexual de los hombres

Un equipo internacional de científicos ha determinado que el uso frecuente de Ibuprofeno puede disminuir la producción de testosterona y causar impotencia sexual. El informe lo ha publicado la revista especializada “Proceedings of the National Academy of Sciences” (PNAS).

El IBUPROFENO podría condicionar la vida sexual de los hombres

En este artículo, el Barón Rampante nos habla de un estudio que corrobora que la ingesta habitual de Ibuprofeno causa esterilidad e impotencia sexual en varones. A pesar del tono de guasa que utiliza nuestro colaborador, el asunto es muy serio. Un caso típico de yatrogenia: es decir, un problema sanitario provocado por el propio sistema sanitario.
La escena podría ser esta… La mujer se ha acicalado con sus más seductoras galas. Se ha perfumado. Ha puesto música suave y ha encendido incienso. Hace meses que nos e come un rosco. Todo está a punto para una gran noche de amor con su compañero, al que quiere. Pero el varón tiene un “gatillazo” de los que hacen época. ¿Qué pasa? Detrás podría estar el Ibuprofeno. ¿No se lo creen? Cuando les duela algo, no abusen de ciertos analgésicos. Podrían condicionar su vida sexual y su fertilidad. El sistema sanitario está enfermo y nos enferma.
Un equipo internacional de científicos ha determinado que el uso frecuente de Ibuprofeno puede disminuir la producción de testosterona y causar impotencia sexual. El informe lo ha publicado la revista especializada “Proceedings of the National Academy of Sciences” (PNAS). A través de un ensayo clínico con hombres jóvenes expuestos al Ibuprofeno, los científicos han demostrado que este analgésico provoca un estado de hipogonadismo compensado, un transtorno de las funciones del testículo prevalente entre los hombres de edad avanzada y asociado con desórdenes reproductivos. El equipo, formado por investigadores daneses, no deja lugar a dudas: la ingesta continuada del analgésico impide la producción de esperma y debilita la libido. Este estudio sale a la luz en medio de la preocupación por la fertilidad masculina en Occidente, donde la cantidad media de espermatozoides en los varones ha caído un 52% en los últimos 40 años. Gracias, entre otras cosas, a una alimentación saturada de productos químicos nocivos y a unos hábitos vitales cada vez más desnaturalizados.
Sinceramente, pienso que detrás de todo esto hay una mano oscura que quiere detener la explosión demográfica en la Tierra y que, además, anhela un mundo dividido en donde las personas se entretengan y satisfagan con realidades virtuales ajenas a las relaciones tradicionales. Un mundo, sí, cada vez menos humano, menos natural y más tec-no-lógico. El sexo con amor, en profundidad, libera y satisface y nos acerca a lo divino. La gimnasia sexual, cada vez más virtual, engendra insatisfacciones y unos cuantos monstruos. Y nuestro sistema sanitario, tan científico, tan aséptico, tan “perfecto”, tan racional, contribuye a ello. Y se ha demostrado científicamente. No es ninguna opinión. ¿O es que esta ciencia, que demuestra que la ciencia se equivoca, no vale? Eso sí, mientras esto no se ha demostrado, alguien se ha estado haciendo de oro durante muchos años…
El Barón Rampante

En este artículo, el Barón Rampante nos habla de un estudio que corrobora que la ingesta habitual de Ibuprofeno causa esterilidad e impotencia sexual en varones. A pesar del tono de guasa que utiliza nuestro colaborador, el asunto es muy serio. Un caso típico de yatrogenia: es decir, un problema sanitario provocado por el propio sistema sanitario.

La escena podría ser esta… La mujer se ha acicalado con sus más seductoras galas. Se ha perfumado. Ha puesto música suave y ha encendido incienso. Hace meses que nos e come un rosco. Todo está a punto para una gran noche de amor con su compañero, al que quiere. Pero el varón tiene un “gatillazo” de los que hacen época. ¿Qué pasa? Detrás podría estar el Ibuprofeno. ¿No se lo creen? Cuando les duela algo, no abusen de ciertos analgésicos. Podrían condicionar su vida sexual y su fertilidad. El sistema sanitario está enfermo y nos enferma.

Un equipo internacional de científicos ha determinado que el uso frecuente de Ibuprofeno puede disminuir la producción de testosterona y causar impotencia sexual. El informe lo ha publicado la revista especializada “Proceedings of the National Academy of Sciences” (PNAS). A través de un ensayo clínico con hombres jóvenes expuestos al Ibuprofeno, los científicos han demostrado que este analgésico provoca un estado de hipogonadismo compensado, un transtorno de las funciones del testículo prevalente entre los hombres de edad avanzada y asociado con desórdenes reproductivos. El equipo, formado por investigadores daneses, no deja lugar a dudas: la ingesta continuada del analgésico impide la producción de esperma y debilita la libido. Este estudio sale a la luz en medio de la preocupación por la fertilidad masculina en Occidente, donde la cantidad media de espermatozoides en los varones ha caído un 52% en los últimos 40 años. Gracias, entre otras cosas, a una alimentación saturada de productos químicos nocivos y a unos hábitos vitales cada vez más desnaturalizados.

Sinceramente, pienso que detrás de todo esto hay una mano oscura que quiere detener la explosión demográfica en la Tierra y que, además, anhela un mundo dividido en donde las personas se entretengan y satisfagan con realidades virtuales ajenas a las relaciones tradicionales. Un mundo, sí, cada vez menos humano, menos natural y más tec-no-lógico. El sexo con amor, en profundidad, libera y satisface y nos acerca a lo divino. La gimnasia sexual, cada vez más virtual, engendra insatisfacciones y unos cuantos monstruos. Y nuestro sistema sanitario, tan científico, tan aséptico, tan “perfecto”, tan racional, contribuye a ello. Y se ha demostrado científicamente. No es ninguna opinión. ¿O es que esta ciencia, que demuestra que la ciencia se equivoca, no vale? Eso sí, mientras esto no se ha demostrado, alguien se ha estado haciendo de oro durante muchos años…

El Barón Rampante